Empresa multi-jurisdicción: El futuro para los empresarios online

Gracias a Internet y al auge de los negocios online, hoy en día las barreras geográficas prácticamente no existen. No es que las industrias estén obsoletas (bueno, quizá unas pocas han ido quedando obsoletas debido a internet), pero una cosa es segura, internet ha dado lugar al surgimiento de empresarios online que dirigen su negocio sin tener una ubicación física.

De hecho, en la actualidad los empresarios online ya no necesitan tener una ubicación física. Por la naturaleza de su negocio, los empresarios online pueden trabajar en cualquier momento y en cualquier lugar, siempre y cuando tengan a mano un ordenador y un acceso a Internet. Sin embargo, un cierto tipo de negocios online, tales como sitios de comercio electrónico, solían necesitar mantener un almacén. Esto no es práctico, a menos que seas Amazon.com.

Afortunadamente, la tendencia ha cambiado, estamos en la época de trasladar todo a centros offshore.

Trasladar todo a centros offshore: Una revisión detallada

Hay muchos aspectos de los negocios online que pueden ser realizados online y desde centros offshore, desde recibir pedidos a completarlos, desde aceptar pagos a operar con el banco, desde recibir ingresos a proteger y gestionar activos.

Tomemos, por ejemplo, recibir y completar pedidos. En el pasado, era necesario mantener un inventario para dirigir una tienda online. Se pedían productos, y estos eran entregados en nuestro almacén. Bueno, esto ya no es necesario, ahora usted puede entregar sus productos directamente desde el productor o proveedor, y usando servicios logísticos, enviar los pedidos de los clientes directamente a sus hogares. Esto se conoce popularmente como dropshipping.

Si produce sus propios productos, tampoco tiene restricciones, ya no es necesario que monte una fábrica en su país de origen. Ahora, puede también fabricar sus productos en, por ejemplo, Vietnam, enviándoles pedidos, y hacer que sean entregados en las direcciones de sus clientes sin necesidad de que estos productos sean entregados en su empresa.

¿Qué pasa con los pagos? Ahora, puede tener sus facturas almacenadas online. ¿Quiere ofrecer transacciones más prácticas? Utilice los servicios de pago online y ofrezca opciones, hay muchísimas.

¿Necesita operar con su banco? Ahora puede acceder a servicios de banca online. Puede incluso abrir su cuenta bancaria en una jurisdicción diferente a la de la sede de su empresa, en un banco offshore, como por ejemplo, en San Vicente y las Granadinas (SVG).

¿Qué hay del crecimiento de sus activos? Ahora puede invertir el dinero obtenido de su empresa en bienes raíces, acciones o metales preciosos. Y sí, también puede hacerlo fuera de su país, usando los servicios exclusivos prestados por un gestor de activos dedicado, de un banco privado offshore.

Incluso lo que usted llama “su oficina” (quizá, el salón de su casa) en su país, no es realmente su sede. Ahora puede pensar en establecer una sociedad offshore: Estableciendo la sede de su empresa en una jurisdicción más estable, con buena reputación y con políticas favorables a los negocios, como "Hong Kong o Dubai. No es necesario invertir en una oficina física, una oficina virtual será suficiente, y es asequible (por ejemplo, en Hong Kong puede contratar una dirección comercial virtual por tan solo 60 USD al mes).

Puede gestionar todo esto sin necesidad de estar presente físicamente. De hecho, ni siquiera necesita permanecer en su país de origen ya que hoy en día puede viajar a cualquier lugar que desee, y hacer funcionar su negocio con un portátil, un smartphone o cualquier otro dispositivo móvil y, por supuesto, un acceso a internet.

Permanecer en su país se convierte en una opción, en lugar de ser un requisito.

Conclusión

Como puede ver, actualmente un empresario online puede dirigir una empresa multi-jurisdicción y llegar al mercado internacional, legal y convenientemente.

"Pero, ¿cómo puedo hacer todo eso?" se preguntará usted. Aunque debe ser usted el que elija cómo hacerlo, la mejor manera de empezar a trasladar todo online y offshore, es preguntando alrededor y buscando sugerencias y recomendaciones de sus colegas empresarios online que tienen la experiencia de haberlo hecho ya.

También puede consultar con proveedores de servicios corporativos internacionales y abogados de su confianza, ya que son profesionales que conocen a la perfección los requisitos (legales) para realizar actividades empresariales en las distintas jurisdicciones, onshore y offshore.

Nosotros hemos construido nuestra reputación ayudando a numerosos clientes a crear negocios offshore y a beneficiarse de las ventajas ofrecidas por las jurisdicciones offshore, de modo legal. Si usted está interesado en dirigir una empresa multi-jurisdicción, puede consultar con nosotros de forma gratuita, y le aconsejaremos objetivamente.