Sede para las operaciones en la UE: Bulgaria vs. Chipre

Empresarios - ¿están planeando expandir su negocio para dar servicio al mercado de la Unión Europea, y a los mercados europeos en general? Si es así, continúen leyendo para saber cómo hacerlo de manera eficiente, especialmente en lo que se refiere al cumplimiento de las leyes y normativas de la UE, la planificación fiscal corporativa y la protección de los activos empresariales.

Por favor, tenga en cuenta que el contexto de este artículo es la expansión a la Unión Europea, mediante el establecimiento de una segunda sede, no el traslado de su sede central a la UE. Sin embargo, en algunos casos, los consejos que ofrecemos a continuación pueden ser adecuados para ambas situaciones.

Expansión a la Unión Europea: ¿debería establecer una oficina en la UE?

Lo primero que debería discutir con sus socios o colaboradores es si el establecimiento de una oficina en la UE tiene sentido (a nivel económico). Aunque en general para vender en la Unión Europea no es necesario establecer la sede de sus operaciones en un país de la UE, en algunos casos, tener presencia física en la UE ofrece una significativa rentabilidad sobre la inversión.

Debería hacerse estas preguntas: ¿Necesita buscar talentos locales? ¿El establecimiento de una oficina regional aporta algún beneficio a su empresa? ¿Establecer una oficina regional le asegurará un gran volumen de negocios, de modo que puede que en un futuro próximo tenga que trasladar su sede central a la jurisdicción elegida?

Si sus respuestas apuntan a que sería beneficioso establecer una presencia offshore en la Unión Europea, siga leyendo.

La gran pregunta: ¿Dónde?

Una vez que ha decidido que el establecimiento de una segunda oficina en la UE tiene sentido en muchos aspectos, el siguiente paso en el proceso de toma de decisiones consistirá en responder a esta importante pregunta: ¿Dónde debería establecer esta segunda oficina?

Cuando se piensa en la Unión Europea, es fácil decir que algunos de los principales países de la UE son adecuados, por ejemplo, Alemania, Francia, etc. Pero, aunque esas jurisdicciones son importantes, especialmente en cuanto a la marca y al acceso a recursos, es posible que desee considerar otros varios factores, como las leyes fiscales y los costos operativos.

¿Y el Reino Unido? Si bien está claro que el “Referéndum” lo cambia todo, con un posible segundo referéndum en camino, los potenciales cambios futuros de leyes y regulaciones relativas a hacer negocios con los países de la UE hacen que este país sea menos deseable.

La cuestión fundamental es la siguiente: Si establecer una oficina en un país importante no es (tan) crucial para su empresa, podría considerar opciones menos costosas. Países como Bulgaria, Chipre, Malta y algunos otros países más pequeños de la UE, son atractivos debido a varias razones, principalmente impuestos más bajos y una mayor estabilidad política y económica.

De entre los países pequeños, nos gustaría recomendar a Bulgaria y Chipre. A continuación indicamos las razones.

Especialmente recomendados: Bulgaria y Chipre

Si quiere una recomendación, debemos decir que tenemos una gran opinión de Bulgaria y de Chipre. Aquí le presentamos una breve información sobre cada uno de ellos.

Bulgaria: economía de rápido crecimiento en la Unión Europea

Bulgaria es el decimosexto país más grande de Europa. Situado en el sureste de Europa, está rodeado por varios países - Rumania al norte, Serbia y Macedonia al oeste, Grecia y Turquía al sur (fuente). Debido a esta ubicación geográfica estratégica, Bulgaria es una jurisdicción interesante para la creación de su empresa.

Hay varias razones para ello:

  • - Bulgaria es miembro de la UE desde el 1 de enero de 2007, lo que significa que puede solicitar el importantísimo número de IVA intracomunitario, que le permite hacer negocios en la UE. El tipo de IVA en Bulgaria es del 20 por ciento.
  • - Bulgaria cuenta con una tasa de crecimiento del PIB de aproximadamente el 3,9 por ciento en 2017, frente al 3,4 por ciento en 2016, lo que convierte a esta jurisdicción en una de las economías con crecimiento más rápido de Europa.
  • - Sus operaciones comerciales en Europa están sujetas a impuestos ventajosos. Con un 10 por ciento, la tasa del impuesto de sociedades de Bulgaria es la más baja de la UE. Otro dato interesante es que la tasa del impuesto sobre la renta personal de esta jurisdicción también es del 10 por ciento.
  • - Bulgaria se encuentra en la zona SEPA (Single Euro Payments Area), lo que significa que los pagos entre países -incluidos los que no requieren efectivo- son más eficientes.

Chipre: economía en recuperación

Chipre es un país insular del Mediterráneo oriental. Al igual que Bulgaria, está rodeada por varios países: Turquía al norte, Siria y Líbano al este, Israel al sureste, Egipto al sur y Grecia al noroeste (fuente).

Como miembro de la UE (desde 2004) y de la Eurozona (desde 2008), Chipre es una jurisdicción atractiva para las empresas que hacen negocios en la UE.

Chipre sigue en fase de recuperación, pero las perspectivas son muy positivas. Esta jurisdicción ha estado luchando por mantenerse fuera de los números rojos hasta el año fiscal 2014. Pero el crecimiento económico de Chipre se recuperó en 2015 y ha continuado su tendencia al alza durante tres ejercicios fiscales consecutivos: 1,7% en 2015,2,8% en 2016 y 3,1% en 2017. Se espera que esta sólida tendencia de crecimiento continúe en 2018.

Más aspectos positivos de establecer una empresa en Chipre son los siguientes:

  • - El 12,5 por ciento del impuesto de sociedades de Chipre se encuentra entre los más bajos de Europa.
  • - Como país de la UE, establecer su empresa en Chipre también le proporciona un número de IVA intracomunitario.
  • - La tasa de IVA de Chipre es del 19%, pero puede reducirse a cero dependiendo de su tipo de negocio.
  • - No se requiere capital mínimo y la estructura empresarial es flexible.

Elegir uno: ¿Bulgaria o Chipre?

Tanto Bulgaria como Chipre son dos de las economías de más rápido crecimiento en Europa. Además, la tasa impositiva de ambas jurisdicciones es muy atractiva, del 10 por ciento y del 12,5 por ciento, respectivamente.

Si busca comodidad, tanto Bulgaria como Chipre le permiten establecer una empresa y una cuenta bancaria de forma remota, es decir, no tiene que acudir personalmente a la dirección física del banco para establecer una empresa y abrir una cuenta bancaria.

Ahora bien, para responder a la importante pregunta: ¿Bulgaria o Chipre?

La respuesta típica sería: depende de las necesidades de su empresa y de su plan para el futuro. Pero hay algunas cosas que tal vez quiera tomar en consideración:

  • - Si usted en realidad quiere trasladarse al lugar en el que está la sede de su empresa en la UE, Bulgaria podría ser una mejor opción, ya que a sus ingresos personales también se les aplicará una tasa fija de impuestos del 10 por ciento. En comparación, su impuesto sobre la renta en Chipre es del 0 al 30 por ciento, dependiendo de su cifra de ingresos anuales.
  • - Si su negocio es del sector de servicios, puede elegir Chipre, ya que ofrece un tipo reducido de IVA desde el 19 por ciento estándar - incluso hasta el cero por ciento - dependiendo del nicho de su negocio. Por ejemplo, si se trata de una agencia de viajes, su IVA se reduce al 9 por ciento; si es un proveedor de libros, su IVA se reduce al 5 por ciento; si es un negocio relacionado con la salud, podría estar exento de IVA.
  • - Si su negocio conlleva fletar o mover productos en la UE, Bulgaria podría ser una mejor opción, gracias a la extensa red de carreteras que conecta esta jurisdicción con las jurisdicciones circundantes.

Conclusión

Bulgaria y Chipre son ideales para su sede de operaciones en la Unión Europea. Los impuestos bajos, el clima económico y político estable y la facilidad para hacer negocios son factores muy atractivos, ya sea que esté planeando trasladar su sede a la UE o establecer una segunda oficina en la UE.

Si quiere seguir adelante, debería consultar con un asesor financiero y jurídico de confianza para conocer las implicaciones financieras y jurídicas del establecimiento de una presencia en la UE. En cuanto a qué jurisdicción es la mejor para usted, es posible que desee consultar a un especialista en formación de compañías offshore de confianza y con antecedentes comprobados.

Para formarse una idea sobre el establecimiento de su sede en la UE, vía Bulgaria o Chipre, puede consultar con nosotros (consulta gratuita).